El juez Andreu levanta el secreto de información clave del BCE sobre Banco Popular

La documentación del banco central incluye datos relevantes sobre la situación del Popular antes de su resolución, así como informes tras inspecciones realizadas desde 2012. Tanto Banco Santander como el supervisor habían presionado para que estos datos solo estuvieran disponibles para los peritos judiciales, el juez y el fiscal.

Giro en el caso judicial de Banco Popular. La documentación del Banco Central Europeo (BCE) sobre la entidad dejará de ser secreta, según ha decidido el juez Fernando Andreu, de la Audiencia Nacional. Tanto Banco Santander como el supervisor habían presionado para que estos datos solo estuvieran disponibles para los peritos judiciales, el juez y el fiscal.

De esta forma, el juez creó una pieza secreta para incluir la documentación remitida desde el BCE, con un auto que emitió el 18 de julio sobre comunicaciones remitidas entre junio y septiembre. El secreto se prorrogó el 10 de agosto y el 14 de septiembre. Finalmente, Andreu ha decidido levantar el secreto, con lo que la documentación se incluirá en la plataforma ‘cloud’ donde está el resto de informes y datos del caso, según el escrito del juez al que ha tenido acceso este medio.

El análisis de los peritos expuso que la información es útil para todas las partes, con lo que no encontraron motivo para mantener el secreto. “El conocimiento de lo actuado por las partes no va a perjudicar la investigación en curso”, arguye el estudio de los peritos, según recoge el escrito del juez Andreu.

La pieza hasta ahora secreta incluye documentación del BCE acerca de su decisión de declarar la entidad como “próxima a la quiebra”, así como informes y todos los datos recabados con las inspecciones llevadas a cabo desde 2012, cuando la supervisión de los grandes bancos se desplazó desde el Banco de España hasta el Mecanismo Único de Supervisión que preside Daniéle Nouvy, bajo el paraguas del BCE.

Según fuentes próximas a los demandantes, esta documentación es sensible para sus estrategias, aunque reconocen que no tanto como el informe de valoración que realizó Deloitte o el informe de los peritos del Banco de España cuando se incorpore a la Audiencia Nacional. También hay información sobre la calidad crediticia del Popular o las recomendaciones y requerimientos en torno a su nivel de capital.

El organismo que preside Mario Draghi ha querido limitar el acceso a la información relevante sobre la caída de Banco Popular. De hecho, el inspector del BCE Ignacio Pardo Cuerdo, que estuvo en el equipo de seguimiento del Popular, primero desde el Banco de España y después desde el MUS, no pudo exponer su trabajo y su visión del Popular en la comisión de investigación de la crisis financiera en el Congreso en julio por prohibición del BCE.

Por su parte, el Santander, que se quedó Banco Popular por un simbólico euro el 7 de junio del año pasado, argumentaba que el acceso por parte del resto de competidores a cierta información interna de la entidad podría afectar a su estrategia comercial. Sin embargo, el juez Andreu, después de tres meses de secreto, ha decidido priorizar que todas las partes puedan analizar la documentación frente a los argumentos de la entidad cántabra y del BCE.

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.

APABANC TE ASESORA GRATUITAMENTE. ÚNETE

SÍGUENOS EN TWITTER

SÍGUENOS EN FACEBOOK

690392643